One body, one life

Integración de entrenamiento de fuerza en un estilo de vida saludable

En relación a la integración de entrenamiento de fuerza en tu programa de ejercicio diario, se suele escuchar decir que no quieren hacer pesas porque no se quieren poner “demasiado grandes”. Esto es un error muy extendido en la mayoría de mujeres y en algunos hombres también.

La integración de entrenamiento de fuerza, no significa aumentar tu volumen corporal

Aunque hagas pesas. No es sencillo en absoluto aumentar un 10% tu peso total, o reducir un 10% tu grasa corporal. Y sin embargo hay personas ajenas al mundo del ejercicio físico que afirman que “no desean acabar musculosos”.

La publicidad del mundo del fisicoculturismo y la distribución de imágenes de estos atletas hace pensar erróneamente. Piensan que estos resultados extremos que consiguen son muy fáciles. Que se pueden conseguir sin desearlo, como accidente o efecto secundario no buscado del entrenamiento con cargas. No se dan cuenta que los culturistas dedican las 24 horas del día durante varios años de carrera a comer, entrenar y descansar únicamente. Sin fallos ni indulgencias.

El entrenamiento de fuerza engloba a muchas más personas. Además de los culturistas también a otras personas que les produce numerosas mejoras en la salud. Por ejemplo el mantenimiento de la masa muscular a lo largo de las décadas de vida, obtención de la fuerza necesaria para realizar tareas pesadas como mudanzas o trabajos de portes, mantenimiento de los niveles de azúcar en sangre, mantenimiento de los niveles de grasa corporal, mantenimiento de la salud mental, aumento de la autoestima y socialización.

Entrenador Personal Trainer

Generalizar es mentir. Pensar que por hacer pesas tus músculos se hincharán más de lo que habías planeado entrenando uno o dos días en semana una hora cada día, es ignorancia. Para eso debemos estar los entrenadores personales desarrollando nuestra tercera función más importante (después de planificar entrenamientos y ejecutarlos). Exactamente nuestra labor didáctica. Todos los conocimientos que tengamos debemos de ponerlos a disposición del cliente, de su objetivo, de su entrenamiento. Por eso me gustaría aclarar a todas aquellas personas interesadas en aumentar su salud pero que no quieren volverse voluminosos, los diferentes objetivos que se pueden conseguir mediante el entrenamiento de la fuerza.

 

 

La integración de entrenamiento de fuerza se puede encaminar en diferentes vertientes:

                 -Fuerza máxima: Entrenamiento que persigue lograr un levantamiento único con una técnica concreta y con el máximo peso posible para una persona.

               -Fuerza-potencia: Entrenamiento que busca generar la mayor potencia posible para una persona. Esto es, levantar la máxima carga posible a la máxima velocidad posible.

           –Fuerza-hipertrofia: Entrenamiento cuyo objetivo es la obtención de masa muscular extra (hipertrofia e hiperplasia muscular) mediante el estímulo constante del entrenamiento regular con cargas incrementadas siempre que sea posible.

                -Fuerza-resistencia: Entrenamiento más veloz y con más repeticiones que los anteriores. Cuya finalidad es el desarrollo y aumento de capacidad de generar fuerza en todas direcciones, con todos los músculos, coordinados y aislados. Por lo que se obtiene mayor capacidad funcional y calidad de vida en general.

Si no deseas un aumento de volumen corporal puedes realizar sin problema un entrenamiento en circuito de fuerza-resistencia. Ganarás calidad de vida y salud articular sin aumentar tu peso o volumen corporales.

integración de entrenamiento de fuerza entrenadores

 Jorge Baztán Gutiérrez

Jorge Baztan 2 Entrenador personal – Farmacéutico, nutricionista, entrenador personal.

– Especialista Universitario en EP (INEF Madrid).

– NSCA Certified Personal Trainer #7247853377.

 

Deja un comentario