Las redes sociales son muy importantes para captar clientes si eres entrenador personal. Te contamos cómo gestionarlas paso a paso.

Los seres humanos somos seres sociales por naturaleza, aunque en los últimos años somos más bien seres de redes sociales. Cosas de la evolución, dicen.

Sea como sea, nos encanta comunicarnos, compartir nuestras experiencias, saber la opinión de los demás… Estar conectados en definitiva.

Internet cambió todas las reglas del juego hace ya unos años, desde cómo nos comunicamos hasta cómo tomamos nuestras decisiones de compra.

Con la democratización de la información, ahora el cliente ya tiene a su alcance todo lo que necesita para tomar una decisión y, lo que es mejor, cualquiera que tenga un producto o un servicio que ofrecer tiene la oportunidad de llegar a mucha gente sin arruinarse.

¡Y eso es una gran noticia para nosotros, los entrenadores personales!

La importancia de las redes sociales para un autónomo

Las redes sociales han cambiado la manera en que navegamos por internet. Convirtiéndose en una herramienta muy potente de comunicación interactiva con los clientes.

Antes, un autónomo debía realizar una tarea muy lenta y trabajosa para crearse una red comercial.

Sin mucho dinero para invertir, ni mucho tiempo para dedicarle a la promoción, el crecimiento de los autónomos era muy lento.

Ahora, con las redes sociales, un autónomo puede conseguir clientes de una manera mucho más rápida y eficaz.

antes ahora

Pero no lo digo yo, lo dice IAB Spain:

  • El 83% de la población sigue alguna marca en redes sociales.
  • A 1 de cada 4 personas les inspira confianza que una marca esté en redes sociales.
  • El 52% de la población dice que las redes sociales influyen en sus compras.
  • Un 53% dice buscar información en las redes sociales durante el proceso de compra, principalmente en Facebook y Youtube.

Fuente: http://iabspain.es/wp-content/uploads/iab_estudioredessociales_2017_vreducida.pdf

Es cierto que las redes sociales no sirven ni para todos los productos ni para todos los servicios. Así que si te estás preguntando si realmente deberías dedicarle tiempo a esto, primero debes darle respuesta a estas preguntas:

  1. ¿Está la mayoría de mis clientes potenciales en las redes sociales?
  2. ¿Estos clientes son lo suficientemente numerosos como para que sea rentable?
  3. ¿Tengo recursos/tiempo para dedicarlo a las redes sociales?

Si la respuesta a estas 3 preguntas es sí, sigue leyendo.

Si no estás seguro, deja que te muestre unos datos que te harán cambiar de opinión.

  1. El 86% de los internautas de nuestro país utiliza las redes sociales. Por lo que en 2017 creo que se puede afirmar que la mayoría de clientes de cualquier negocio están en las redes sociales.
  2. El perfil medio de esos 19,2 millones de personas que utilizan las redes sociales en nuestro país son hombres y mujeres de entre 31-45 años, trabajadores y con estudios. ¿Se parecen a tu público objetivo?
  3. Un autónomo que está haciendo despegar su negocio siempre debe tener tiempo. Y en una profesión como la de entrenador personal, siempre se pueden y deben encontrar horas sueltas que dedicar a conseguir nuevos clientes.

La mayoría de empresas cuentan con un Community Manager que les lleve sus redes sociales pero tú, como entrenador personal, seguramente todavía no te lo puedas permitir.

Pero no te preocupes, hoy te vamos a enseñar cómo gestionar tus redes sociales sin que te lleve demasiado tiempo. Sólo hace falta un poco de organización y ganas.

Empieza por crear tu marca personal

Lo primero es tener un lugar desde donde basar toda tu comunicación, y el lugar perfecto para eso es una web que poder posicionar en buscadores.

Crear una web y trabajar el SEO (es decir, la posición en la que apareces en buscadores como Google) es algo muy costoso, tanto en tiempo como en dinero.

Por suerte para ti en Entrenarme ya hemos hecho ese trabajo por ti, colocándonos en el primer puesto en Google.

Así que lo único que debes hacer es trabajar muy bien tu perfil en Entrenarme para aparecer en lo más alto del ranking de tu ciudad y utilizarlo como tu página web.

Si todavía no formas parte de Entrenarme puedes crear tu perfil profesional ahora.

Si ya eres miembro de Entrenarme puedes ver cómo tener un perfil perfecto aquí.

Si no te queda claro, pongamos un ejemplo.

Piensa en Ana, una mujer trabajadora de 40 años que vive en la ciudad y tiene dos niños. A Ana le encantaría ponerse en forma pero no tiene mucho tiempo y tampoco sabe muy bien cómo hacerlo.

Cuando Ana llega a casa después de un día largo, sin demasiadas ganas de ponerse a investigar y comparar, y busca en internet “entrenador personal en Sevilla” o “adelgazar en Majadahonda” ¡sales tú como primer resultado! Pues eso es lo que puedes conseguir con Entrenarme.

Una vez has trabajado bien tu perfil y está dando buenos resultados, tienes que moverlo por todos los canales posibles.

Imagínate ahora que Ana está mirando Instagram mientras come, buscando inspiración sobre #fitnessmadrid y ¡ve tu perfil! Y luego, al llegar a casa, su amiga le pasa por Whatsapp el perfil de un trainer que ha encontrado en Facebook (Y, ¡sí! ¡También eres tú!)

Una herramienta no sustituye a otra. Son todas complementarias.

Tu plan de redes sociales

Estar en redes sociales no significa empezar a publicar y a compartir las cosas que te pasan, sin más. No se trata de tu perfil personal, en el que puedes poner todo lo que quieras (desde dónde fuiste a cenar ayer hasta una foto de fiesta con tus colegas).

Se trata de un perfil profesional y es muy importante que mantengas siempre en mente la imagen que quieres mostrar.

Imagina de nuevo que Ana, que ya medio convencida de que tiene que entrenar contigo, entra en tu perfil de Instagram y ve una foto tuya de Nochevieja con una corbata en la cabeza, a toda tu familia en el 60 cumpleaños de tu tía abuela, y la foto de aniversario de los 4 años con tu pareja.

Exacto. Se le van a ir las ganas de escribirte.

Dicho esto, vamos a empezar a trabajar en nuestro plan para conseguir unos buenos perfiles en redes sociales que nos ayuden a conseguir clientes.

¿Qué redes utilizo?

Hay un motón de redes sociales diferentes, y cada año surgen nuevas. Pero ¿cómo elijo cuáles usar?

Piensa dónde es más fácil que encuentres a tu público objetivo. Piensa en tu buyer persona*, defínelo y ponle cara. Eso te ayudará a elegir qué red social usar y qué contenido crear.

*Tranquilo/a, buyer persona no es más que el nombre “guay” que se le da a tu cliente ideal.

Aquí tienes un ejemplo de cómo podría ser el perfil de tu buyer persona. Nuestra amiga Ana.

buyer persona

Si no tienes mucho tiempo, es mejor que empieces con una o dos redes sociales y, una vez vayas cogiendo confianza y ganando en tiempo puedes ir abriendo más.

Como entrenador personal yo te recomiendo estas 4:

Facebook: Es la red social más reconocida y la que mayor número de usuarios activos tiene. Es cierto que muchos piensan que ha bajado de nivel, pero a día de hoy sigue siendo la reina de internet y debemos estar en ella.

Instagram: Esta red ha aumentado muchísimo en los últimos años y es la red por excelencia para hablar de lifestyle. Puede que en un principio fuera más dirigida a gente joven, pero las cosas están cambiando.

Twitter: Mucho se ha hablado de la caída de la red del pajarito, pero ahí sigue. Está bien tenerla para ser partícipe de los temas del momento y nunca está de más para participar en los eventos a los que asistimos para hacer networking (otro palabro, que no significa más que conocer a gente de nuestro sector).

Youtube: Es de las más antiguas y mejor establecidas y además es un lugar donde los clientes potenciales van en busca de información sobre entrenamiento. Es una red que necesita mucho más tiempo y esfuerzo, así que yo la dejaría para el final.

Existen muchas otras redes sociales interesantes, como Linkedin, Google+, Snapchat, Pinterest…

Puede que alguna de ellas te funcione muy bien pero, para empezar, las cuatro que he mencionado arriba me parecen muy buenas elecciones.

Elige las que tú quieras, pero cuida mucho la creación del perfil: la foto, la descripción, etc.

Aquí tienes un ejemplo de un buen perfil en Instagram.

instagram perfil

Como ves cuenta con una buena imagen de perfil, en la que se ve claramente qué hace y su marca. En la descripción muestra qué servicios ofrece y cuál es su filosofía y tiene un enlace a su perfil de Entrenarme, en el que los usuarios pueden ver el resto de datos que le interesan.

Las fotos están pensadas y cuidadas, dando una imagen muy profesional.

Qué comunico

Ya sabes en qué redes quieres estar, genial. Ahora debes plantearte qué quieres publicar en ellas.

Tu perfil de Entrenarme

Como hemos dicho antes, tu perfil en Entrenarme es el centro de tu marca personal y debe estar siempre presente en tus redes sociales.

Tu perfil es la mejor manera de mostrar quién eres, qué haces por tus clientes, tus tarifas, disponibilidad, etc., por lo que tienes que encargarte de que llegue al mayor número de personas posible.

Compártelo en todas las redes sociales cada cierto tiempo e intenta insertarlo en todos los lugares que puedas. Es tu tarjeta de presentación. Y una muy buena, además.

Para compartirlo en redes sociales sólo debes ir al modo editable de tu perfil y pinchar en “Compartir en Facebook” o “Compartir en Twitter”.

Escribe el mensaje que quieres que vean tus contactos y dale a publicar.

¿Qué conseguirás con esto? Que los usuarios de las redes sociales tengan una visión más amplia y profesional de ti y que puedan verte como un proveedor de servicios al que contactar cuando lo necesiten.

Es la manera perfecta de destacar como entrenador personal entre toda la gente que habla sobre entrenamiento y lifestyle en las redes sociales ahora mismo.

Por eso es tan importante que vayas compartiendo tu perfil cada poco tiempo. Es tu hecho diferenciador, y debes explotarlo.

Artículos del blog

Otro punto clave para hacer crecer tu imagen personal en internet y redes sociales es publicar artículos.

Los blogs son un gran escaparate y te aportan una autoridad que no puedes conseguir de ninguna otra manera.

Participa en el blog de Entrenarme y comparte, en todos los canales que tengas a tu disposición, todos los posts del blog en los que aparezcas.

Al participar en el blog de Entrenarme, donde enlazamos directamente a tu perfil, estamos generando tráfico hacia él. Recuerda hacer tú lo mismo con tus redes sociales.

Aquí te dejo algunos mensajes que puedes utilizar para compartir el artículo en Facebook, Instagram, Twitter… e incluso por Whatsapp. Y no olvides animar a todos tus contactos a hacer lo mismo. Cuanta más gente lo vea, más visitas recibirás.

¡Aquí tenéis mi último artículo para @Entrenarme! ¡No tiene desperdicio! Puedes leerlo, compartirlo, imprimirlo, enmarcarlo… aquí: URL

He publicado un nuevo artículo que creo que te resultará muy interesante. Puedes leerlo aquí: URL

Entrenarme Magazine ha publicado un artículo muy interesante en el que participo yo 🙂 Te agradecería mucho si pudieras compartirlo con todos tus contactos para que le lea todo el mundo! Puedes leerlo aquí: URL Gracias!

 

Otros contenidos

Ya muestras a tus seguidores tu profesionalidad y tus conocimientos a través del perfil y el blog de Entrenarme. Ahora hay que mostrarles un poco lo que haces en tu día a día como entrenador.

El contenido es el rey de las redes sociales y si no tienes claro lo que quieres contar estás perdido.

Intenta dejar claro desde el principio quién eres y lo que puedes aportar. Entrenadores hay muchos, pero tú sólo hay uno. Busca tu punto diferenciador y explótalo.

Y, crees el contenido que crees, piensa siempre en la persona que lo va a recibir. Todos pensamos que lo que creamos es muy interesante pero, objetivamente, ¿realmente lo es?

Si Ana estuviera planteándose entrenar contigo, ¿le aportaría lo que ve en tus redes sociales para tomar la decisión de contactarte o incluso contratarte?

Trabaja con parrillas de contenidos y  te será más fácil estructurar tus publicaciones.

parrilla

Y recuerda etiquetar a @Entrenarme para que podamos difundir lo que haces en nuestras propias redes sociales*

*Si no nos sigues todavía es el momento de hacerlo: Facebook, Instagram, Twitter, Youtube y Google+.

Cómo lo comunico

Piensa siempre, como ya hemos visto, en tu buyer persona.

Cuida la estética de tus perfiles y la manera en que te diriges a ellos.

Sube buenas fotos y vídeos y habla de una manera cercana pero no vulgar. Y, muy importante, no cometas faltas de ortografía.

Aquí tienes una guía sencilla y práctica para hacer fotos de calidad.

Cuándo publico

Existen diversos estudios sobre a qué hora es mejor publicar según la red social en la que te encuentres.

Lo cierto es que lo mejor es que analices tus propias publicaciones para ver cuándo funcionan mejor.

Haz un seguimiento semanal/mensual del engagement (ya, tranqui. “Engagement” significa la cantidad de gente que interactúa con tus publicaciones. Vamos, que te fijes en qué momento del día tienes más likes, comentarios y compartidos) de tus publicaciones para ver qué días y a qué horas es mejor publicar y qué contenidos gustan más.horario rrss

Y, algo muy importante, contesta a todos los mensajes y comentarios de la gente que interactúa contigo en las redes sociales. Al final, están para eso.

Eso sí, no hace falta que estés todo el día conectado. Márcate un par de horas al día, por la mañana y por la tarde, para revisar y contestar.

Un último consejo para terminar. Recuerda que el objetivo final de toda tu comunicación en redes sociales es conseguir contactos de clientes. No te dejes llevar por el ego de conseguir muchos seguidores.

No digo que esto sea malo, todo lo contrario, cuantos más mejor. Pero no olvides por qué lo estás haciendo.

Por muchos seguidores que tengas, si nunca llegan a contactarte en busca de tus servicios, no te servirá de nada.

 

 

Carolina Giménez Oms

Directora de comunicación en Entrenarme