One body, one life

Cómo ponerte en forma en un solo paso

Cómo pasar del sedentarismo a una vida sana y equilibrada. El caso de real de José Furons que se puede convertir en el tuyo.

José Furons es un ingeniero industrial de 36 años. Le gusta la música, la lectura, viajar, viajar y viajar.

Cuando era más joven jugaba al tenis y al fútbol sala. Pero conforme se iba haciendo mayor cada vez practicaba deporte de manera más esporádica, hasta volverse totalmente sedentario.

Ahora ha decidido cambiar el rumbo que ha tomado su vida.

Buscó ayuda en Entrenarme y encontró a Daniel Blazquez, su entrenador personal.

Hablamos con él para que nos cuente su experiencia.

¿Por qué decidiste contar con asesoramiento profesional?

Después de 2 años sin hacer nada de deporte y trabajando fuera de España, a mi regreso llegué a pesar 98kg con mis 184-185cm. Así que decidí ponerme en manos de un especialista en entrenamiento personal para intentar volver a estar en un peso saludable.

Era la primera vez que tenía entrenamiento personalizado, pero lo vi como un punto necesario. Tanto a nivel psicológico (para no dejar de entrenar al mes) como a nivel deportivo (para que me fuera guiando poco a poco sin hacer locuras al objetivo).

La mayor ventaja del trato personalizado es que el entrenador acaba conociendo tu cuerpo, cómo entrenas, tus defectos, tus virtudes, sabe cómo llevarte a mejorar y psicológicamente es un gran apoyo.

¿Qué objetivo te has propuesto conseguir? ¿Lo has conseguido?

Mi primer objetivo fue bajar de peso para estar más saludable. Un objetivo que ya he conseguido, bajando 17 kilos de manera controlada y saludable. Ahora estoy en 81 kilos! (Sonríe).

Ahora mi objetivo es ir ganando masa muscular a medio/largo plazo para poder terminar mi primera Spartan Race Sprint.

Aunque siempre tengo un objetivo a corto que me mantiene motivo: mejorar mi rendimiento del día anterior.

Cuéntanos qué tipo de entrenamientos realizas, dietas, cambios en la vida diaria, etc.

Intento combinar diversos tipos de entrenamiento como HIIT, TRX, entrenamiento rutina de fuerza de pesas, entrenamiento personal e intento añadir algún día con un entrenamiento cardiovascular no muy exigente.

A parte de esto he introducido cambios en mi día a día.  Intento estar activo el máximo tiempo posible e intentar huir del sofá, no dejar que me absorba, que ya paso bastante tiempo sentado a lo largo del día en mi puesto de trabajo. Intento también usar el coche y los ascensores lo menos posible. No hace falta ir en coche a comprar el periódico, ni subir a un segundo piso en ascensor.

A nivel alimentación he hecho un cambio radical que todavía estoy asimilando. El primer paso es reorganizar las comidas, intentar hacer 5 comidas y repartirlas bien a lo largo del día. Aún sufro con los desayunos, porque he estado muchos años sin desayunar y poco a poco estoy revertiendo esto.

Poco a poco he ido metiendo hábitos más saludables y pautas alimenticias para equilibrar la ingesta de alimentos y sus nutrientes.

¿Qué sientes durante y después de los entrenamientos?

Durante los entrenamientos sufro un poco, no lo vamos a negar, pero la satisfacción cuando logras tus objetivos diarios vale la pena. Estoy centrado y el día a día se queda en el vestuario y te centras en sacar lo mejor de ti mismo.

Tras el entrenamiento estoy cansado pero muy relajado. Si el entrenamiento ha ido bien me siento orgulloso. Si ha ido mal pienso que mañana irá mejor y me lleno de positivismo.

 

Cambiar tu cuerpo y tu forma de vida empieza por un paso. En este caso por un click. Entra en nuestra web y encuentra al mejor profesional para ti. 

Encontrar mi entrenador